Me pareció interesante plantearse que va a pasar con El Calafate, ese feudo que la pareja presidencial eligió como su rinconcito en el mundo tal y como El Carlo había elegigo Anillaco. Lo que vemos nosotros como normal, no lo es, asi arranco el planteo:...simplemente porque el presidente es de ahi/le gusta el lugar reciben millonarias inversiones y obra publica ... habla del incipiente nivel de democracia pedorra y corrupcion que contaminan a nuestra política ..

El Calafate: la cuna kirchnerista ante el desafío de no ser otra Anillaco
Explotó gracias al turismo, pero a partir de 2008 se frenó la construcción; el crecimiento, desordenado, dejó a los lujosos hoteles conviviendo al lado de barriadas humildes; sus pobladores apoyan al Gobierno, aunque temen caer en el olvido después de 2015

Antes y despues:




..."El Calafate explotó, creció, pero no se desarrolló. Yo tenía un plan de desarrollo urbano en marcha cuando me fui en 1995, la idea era entregar tierras, pero con servicios básicos", afirma el hoy presidente de la Cámara de Comercio. Gómez nació aquí y tuvo sus siete hijos. "El estado provincial y nacional van detrás del crecimiento, las obras llegan como parches; algunas fueron necesarias, pero no todas", asegura.

El gobierno nacional derivó para El Calafate obra pública que garantizó la infraestructura hotelera y el crecimiento demográfico. La llegada del gas natural, la extensión del sistema interconectado hasta la ciudad, la pavimentación al Parque Nacional Los Glaciares, la planta de agua potable, están entre las más importantes. Pero a pesar de todo ello, aún hay cortes de agua y de luz cada tanto.
El Calafate tiene cerca los Glaciares que lo hacen un destino que debería sobrevivir y no desaparecer tanto como Anillaco, creo. Pero que Nido de vivoras, ahi compraron terrenitos a valor ridiculo todos los muchachos y vez bien claro el modelo en accion; hotel de lujo vacio alquilado a Aerolineas y a Baez (que pagamos todos nosotros) y a minutos una villa fulera con los que atienden el hotel y reciben planes!