La experiencia de estos últimos años ha demostrado que adquirir un bien inmueble con la intención de alquilarlo posteriormente de manera que la hipoteca se fuera pagando con los propios beneficios que se generaba con el alquiler no siempre resulta rentable, porque algunas zonas turísticas españolas observan un descenso significativo del turismo en determinadas temporadas y las que no lo observan, como la Costa del Sol, atraen turismo extranjero que suele decantarse por hoteles o por resorts.
El beneficio obtenido durante la temporada alta, en caso de obtenerse, apenas alcanza para pagar las deudas y, en muchos casos, ni siquiera los propios gastos generados por la propiedad. Por ello, la operación Sale and Lease Back se ha perfilado como una opción muy rentable para los que deseen invertir en bienes inmuebles y obtener con ello un beneficio. La compañía que vende el inmueble garantiza una rentabilidad fija a los inversores y se encarga de todos los gastos y gestiones relativas al mantenimiento de inmueble,remuneraciones de intermediarios, búsqueda de inquilinos, primas de seguros, etc.
Además, también se encarga de la búsqueda de inquilinos y como cuenta con mayores medios publicitarios que un particular y muchos clientes extranjeros que demandan alojamiento en España, especialmente en la Costa del Sol o Islas Canarias, ésto asegura ocupación incluso en temporada baja.